dentada-logo
page-title-bg

Corona dental de Zirconio

Prótesis dentales de Zirconio Almendralejo

¿Qué es una corona dental?

Cuando hablamos de corona, nos referimos a una funda que se coloca sobre el diente.

Puede ir también sobre implantes en caso de que el paciente se haya sometido previamente a esta cirugía.

La corona es semejante al diente natural, tanto por su acabado estético como por su resistencia.

Habitualmente, el dentista recomienda el uso de fundas en tres supuestos:

  • Pérdida de un diente: por motivos de salud, es aconsejable que la persona recupere la pieza dental y evitar tener problemas de maloclusión. En este caso, nuestra Doctora Sara Moreno coloca un implante que se cubrirá posteriormente mediante una corona.
     
  • Deterioro de la pieza dental: es un supuesto en el que el paciente conserva el diente natural, pero la superficie ha experimentado un gran desgaste dental. La funda es una buena forma de reforzar el diente y evitar que continúe su deterioro.
     
  • Cuestiones estéticas: si la forma, color o posición de los dientes no es la que más le gusta al paciente, puede recurrir a una funda dental para renovar su sonrisa.
     

Las coronas dentales de zirconio son muy resistentes y gracias a su naturalidad, están indicadas para su colocación también en los dientes más visibles.

 

Tipos de fundas dentales según la necesidad del paciente

Las coronas pueden sustituir cualquier diente, pero está claro que no tiene la misma visibilidad una muela que un incisivo.

 Nuestra doctora recomendará al paciente la colocación de uno u otro según sus exigencias estéticas.

Por ello, las fundas dentales se fabrican utilizando distintos materiales:

+Metal-porcelana

Este tipo de fundas está formada por un capuchón de metal que cubre totalmente el implante o diente natural restante del paciente.

La parte metálica se ajusta perfectamente a la boca de la persona, y va cubierta por una corona de porcelana que logrará conseguir el aspecto de un diente real.

Las coronas de metal-porcelana están especialmente indicadas para sustituir a los molares debido a su gran resistencia.

No se recomienda su uso en los dientes frontales porque, al estar la funda formada por dos materiales, es posible que los pacientes con encías retraídas puedan ver empeorado su acabado estético y dejar a la vista parte del metal.

Aunque las fundas dentales de metal-porcelana son las más económicas, el precio no es el único factor que debería influir a la hora de decidir de qué material quieres tu corona.
 

+Porcelana

Existen coronas dentales hechas únicamente con porcelana.

Este material es capaz de adaptarse al tono exacto del resto de dientes, por lo que consigue crear la sensación de que no se trata de una prótesis.

Sin embargo, no está recomendada para reforzar muelas por ser un material menos fuerte y sólido.
 

+Zirconio

El uso del zirconio en Odontología es relativamente reciente.

Este material de color blanco confiere un resultado muy natural y, al no tener una parte metálica, permite el paso de la luz.

Los expertos recomiendan las fundas dentales de zirconio para los dientes más visibles, ya que estas coronas, por su translucidez, no son tan voluminosas y gruesas como las anteriormente mencionadas.
 

FUNDA DE ZIRCONIO

Motivos para elegir coronas dentales de zirconio

Este tipo de fundas dentales son las más estéticas que existen actualmente en el mercado.

Al estar hechas 100% de zirconio, siempre permanecerán del color del diente que se haya elegido.

El hecho de que no haya metal en las fundas de zirconio supone numerosos beneficios para aquellos pacientes que eligen este material.

  • La persona puede elegir el tono de color que más se asemeje al tono natural de sus dientes contiguos, por lo que la funda se mimetiza perfectamente y no hay evidencias visuales de que se trate de una prótesis.
     
  • El desgaste de la corona de zirconio es mínimo con el paso del tiempo, y aunque llegara a producirse, la funda continuaría viéndose del mismo tono que el resto de piezas dentales porque no lleva metal.
     
  • El uso de un único material blanco para la elaboración de la funda dental, asegura que los pacientes con encías retraídas no experimenten un contraste antiestético debido al metal.
     
  • El zirconio es un material totalmente biocompatible con el organismo por lo que el paciente no tendrá un rechazo por razones de alergia.

 

Whatssap
Utilizamos cookies de terceros, de servicios de análisis, afiliación o redes sociales. Si continuas navegando, aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información consultando la Política de Cookies.
ACEPTAR | CANCELAR | Política de Cookies